Para poder interactuar correctamente y obtener el mejor funcionamiento posible de nuestro sitio web, te recomendamos que actualices tu navegador a una versión más reciente o utilices otro como Chrome o Firefox.

¡Descubre los 10 Verkamis que marcaron el 2017!
Estás leyendo La coctelera sonora de Moy Gomar

La coctelera sonora de Moy Gomar

el 14 Marzo 2018 en Historias Verkami

Explica Moy que desde niño siempre hubo mucha música en su casa. “Mi padre tocaba la guitarra y entre vinilos y cintas estaba la cuna donde dormía”. No recuerda el momento exacto en el que tuvo claro que quería hacer de la música su vida, pero asegura que siempre ha sido su eje rotor. Aprendió a tocar la guitarra a base de insistir con los acordes de Si tú quieres ser feliz, una vieja rumba de carnaval de Antonio Martín. “Arto de la verbena, en 2011 decidí lanzarme en solitario”. En 2013 publicó su primer disco, No he perdido el tiempo. El pasado 2017, propulsado con éxito a través de Verkami, apareció su siguiente largo, Moytopía, coctelera sonora donde, del reggae al flamenco, el tango, la cumbia, el son, el bolero o el rock, se mezclan mil y un ritmos, pantone polifónico que ejerce de perfecto telón sonoro para unas letras siempre concienciadas y reivindicativas.
Texto: Oriol Rodríguez

¿Quiénes han sido tus principales referentes e influencias?

Caetano Veloso, Chico Buarque, Javier Ruibal, Triana, Lole y Manuel, Pata Negra, Joquín Sabina, Jose Luis Perales, Javier Krahe, Tom Jobim… solo por nombrar algunos.

¿Recuerdas la primera vez que desde el público alguien cantó uno de tus temas?

Fue en 2005 o 2006 con el grupo Albarro. El tema era Boba y acabó incluido en mi primer disco. Fue increíble pero tengo la misma sensación cada vez que pasa.

Lo tuyo es una mezcla de mil y un ritmos y sonidos. ¿Cómo describirías tú tu propuesta?

La verdad que no me siento de tal o cual manera. Depende del día estoy más heavy o más bossero. Lo dejo en manos de los críticos. Yo hago canciones que me salen y si a alguien le llega, pues mejor que mejor.

“En Moytopía estoy más conectado conmigo mismo”

Grabaste tu primer disco, No he perdido el tiempo, hace cinco años. ¿Cómo lo recuerdas?

Le pondría un 10 de 10. Aunque durante la grabación fue todo convulso por la ignorancia y la incertidumbre, hoy estoy increíblemente contento y satisfecho. La gente sigue pillándoselo. De hecho, lo he tenido que reeditar dos veces.

¿Por qué ha pasado tanto tiempo desde tu debut hasta tu segundo largo, Moytopía?

Porque la verdad es que no tengo prisa. Las cosas necesitan su maduración. El momento de todo llega sin apretar o pretender. Fue cuando tenía que ser.

Moytopía nace de lo que debería haber sido tu primer libro, ¿verdad?

¡Si! De hecho ahora sigo escribiendo. Aquel proyecto ha mutado a La tribu del gato negro, una novela de ficción basada en acontecimientos históricos con un entramado autobiográfico de mi familia paterna. Sucede entre 1813 y 1901 y la trama sucede en el norte de África.

Afirmas que Moytopía es muy diferente a No he perdido el tiempo. ¿Cómo explicarías ese cambio?

Por la edad. Con el paso del tiempo uno prioriza en base a los intereses. Antes era más una prueba en la incertidumbre. Ahora la honestidad tiene más peso. Esto es lo que hay y lo cuento tal cual es sin buscar llegar a ninguna parte. En Moytopía estoy más conectado conmigo mismo.

En cuanto a las letras, ¿hay algún concepto que sirva de común denominador de las canciones del álbum?

Normalmente son reacciones reivindicativas y experiencias personales o muy cercanas.

Tiempo atrás explicabas que estabas liado en diferentes proyectos: el libro del que ya hemos hablado, un cortometraje, una banda llamada Los Bandiblús… ¿Cómo están estos proyectos?

Com contaba, el libro está en curso. El corto, por falta de presupuesto, en pausa. Y La Bandiblus descartada por falta de tiempo. A todo ello, explicar que en marzo me gustaría sacar Tras tanto bipolar, un poemario que, a falta de algunas ilustraciones, ya está terminado.

“El momento de todo llega sin apretar o pretender”

¿Cómo descubriste Verkami?

Por redes sociales y por algun amigo que lo había hecho y le funcionó muy bien. La campaña para sacar adelante Moytopía me fue muy bien. Creo que fue porque había mucha gente detras, y que la honestidad y la verdad detrás del proyecto quedan muy bien plasmadas en el video

¿Como fueron los 40 días de la campaña?

¡Sufridos! Era un no parar de mirar a ver si crecía... Es un punto bastante arduo porque no sabes cómo va a salir. Entiendo que pasa la primera vez y espero que no sea así la segunda (ríe) Lo mejor de la experiencia fue ver el respaldado que me dispensó un publico que me transmitió que quería que estuviera ahí. Lo peor, esos 40 días, sobre todo mientras no llegas al minimo propuesto.

El tercer álbum... ¿También a través de Verkami?

Es muy probable que así sea.

El micromecenazgo puede jugar el papel que hasta ahora ejercían las discográficas independientes?

No lo sé. Lo que sí tengo claro es que el micromecenazgo es mucho más justo y cercano que el sistema de discográficas. No confío en el intermediario.

¿Cuál sería tu consejo para todos aquellos grupos que como tú quieren financiar sus discos a través del micromecenazgo?

Si creen que realmente tienen un público fiel, un mínimo de seguidores que pueden responder, pa’lante.

+INFO

Campaña - Moy Gomar
Pagina Web | Facebook | Youtube | Twitter

2 comentarios

iniciar sesión o Registrarse para comentar esta entrada.

  • Manuello

    Manuello

    5 meses

    Buen Articulo

  • cacostam1

    cacostam1

    6 meses

    Gran articulo

Las cookies nos ayudan a ofrecer nuestros servicios. Al continuar navegando aceptas su uso.